En Vivo

LA PROPUESTA OLVIDADA I

LA PROPUESTA OLVIDADA I

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Proponer la prolongación de la cuarentena en Tacna, no solo es una medida mediocre, carente de creatividad e ineficaz, sino que también camina hacia un fracaso inminente. Pero como la mejor protesta es la propuesta, y eso es lo que necesita el país y nuestra región, allí vamos con algunas ideas a ver si alguien chapa esa flor y la pone en práctica.

Estás ideas, en gran medida, forman parte de la “ESTRATEGIA DE PREVENCIÓN SANITARIA Y SOCIOECONÓMICA PARA HACER FRENTE AL COVID-19” que el gobierno regional de Tacna la tiene encarpetada, que nunca la uso y que tampoco se dio la molestia de pagar por los servicios y cuya ejecución pudo evitar el colapso del sistema de salud y salvar muchas vidas que hoy lamentamos. La propuesta fue concebida desde que hace algún tiempo por un grupo de profesionales expertos en el tema y que forman parte del Instituto de Gobernabilidad “López Follegatti”.

La premisa de los López Follegatti siempre fue la misma: la salud y la economía, en el contexto del Covid, para una región como la nuestra, con altos niveles de informalidad y de empleo precario, tienen que ser igual de importantes y que ambas son claves en cualquier estrategia para derrotar al Coronavirus. Superponerla una de la otra, o priorizar una de ellas, es un camino seguro al fracaso.

Creer que la cuarentena es una solución para neutralizar los niveles de contagio en Tacna, que tiene un nivel de informalidad que alcanza el 76%, es no tener la menor idea de cómo funciona la dinámica económica en Tacna. Es la salida más fácil, la de no hacer nada y es una medida profundamente ineficaz. No va a funcionar, por la sencilla razón que la cuarentena se levantó en plena cuarentena y desde mucho antes que el gobierno la levantara, y por una razón muy elemental: La gente vive del día al día, y tomar en cuenta este aspecto resulta crucial en cualquier estrategia.

¿Entonces, cuál sería la salida?  Para nosotros no queda otra más que la participación ciudadana. Solo la ciudadanía organizada puede ser capaz de derrotar el coronavirus, tal como lo hizo con Sendero Luminoso y el MRTA.

La estrategia propone incorporar la participación ciudadana en la lucha contra el Covid-19 a través de la conformación de comandos vecinales y/o comunales que permitan implementar acciones de prevención y protección a fin de reducir la velocidad del contagio y éstas alcancen a las personas con altos niveles vulnerabilidad frente al coronavirus e impacten más el colapso del sistema de salud. La propuesta incluye la creación de un cerco de protección de las familias que tiene un integrante con riesgo de muerte ante una posibilidad de contagio, para lo cual será diferenciarla del resto de personas con un barbijo de color morado a fin de que pueda tener el menor contacto posible con la gente y tengan un trato diferenciado. Esta estrategia estará acompañada de un fuerte componente comunicacional a fin de contar con la solidaridad de todas las personas y las instituciones públicas y privadas. Los roles de los medios de comunicación juegan un papel fundamental en la implementación de la estrategia.

Así de fácil y complejo. Lo único que se requiere es voluntad política de todos y todas.

Artículos de Opinión

Por: Francisco Pantigoso Velloso da Silveira; catedrático de las Universidades del Pacífico, UPC y USS. Director de la Maestría en...
Se pretende darles un uso político anti inversión. Cabeceras de cuenca es un término que carece de definición legal. Las...
Por Antero Flores-Araoz Al igual que en otros países, la pandemia del COVID 19 que aún nos afecta en sus...
Por: Francisco Pantigoso Velloso da Silveira, Catedrático universitario y Director del INEHPA Un día como hoy, 17 de enero, si...

Programas Especializados

Previous
Next

Microprogramas

Previous
Next