En Vivo

HOY NO ESCRIBIRE SOBRE LO TRIBUTARIO

HOY NO ESCRIBIRE SOBRE LO TRIBUTARIO

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Saben amigos… hoy no voy a escribir sobre lo tributario. Deseo escribir sobre un acto heroico que sucedió hace 140 años, en Arica, cuando la ciudad – puerto era peruana. Allí, un día como hoy sucumbe un puñado de peruanos, aislados, abandonados a su suerte, sin apoyo de la capital. Me refiero al Coronel Francisco Bolognesi y el grupo de oficiales que lo secundaron, más la tropa fiel a una bandera. “Tengo deberes sagrados que cumplir y los cumpliré hasta quemar el último cartucho”. Célebre frase que sólo es recogida en unas líneas en las clases de historia como una anécdota que se la lleva el aire; frase que hoy es olvidada por la generalidad de los medios, salvo honrosas excepciones.

Un anciano como Bolognesi que prefiere la dignidad y el amor a la patria a la capitulación vergonzosa. Un ejemplo que debemos seguir en todo ámbito: familiar, empresarial, amical, en los actos de Gobierno. Y más aún en estos días de pandemia que tanto se asemejan a un episodio de una nueva guerra.

Bolognesi, abandonado por Montero, Leiva y la presidencia capitalina, sabe que va a morir. Sabe que no hay otra escapatoria con un enemigo que le duplica en fuerzas; pero prefiere la inmolación a ser condenado por la historia. Y escoge el acto ético y no personal; porque antes de que el emisario chileno regrese a donde Baquedano para darle la respuesta negativa a la rendición, él consulta su decisión a los demás oficiales, quienes se aúnan a la directriz de seguir adelante en la lucha. Democracia pura. Respeto a la mayoría. Intención de ser más unidos que nunca.

Sigamos este ejemplo imperecedero de Bolognesi y demás héroes del 7 de junio de 1880. Y apliquemos su legado a todos los actos humanos: con fidelidad a nuestros principios, a la familia, a la patria, buscando la justicia y la equidad, que también quizás pueda trasladarse a lo fiscal, donde en momentos de difícil trace el Estado debe dar una mano (como lo viene haciendo) al contribuyente, y éste debe contribuir dentro de los límites de la capacidad contributiva, principio que el Estado siempre ha de respetar. Dije que no escribiría sobre lo fiscal y me gano el símil.

Un minuto de silencio por los caídos en nuestra Arica peruana. Nunca olvidaremos que gracias a Uds. somos lo que somos, y que Uds. nos han enseñado a amar a un país. Que descansen en paz. ¡Viva el Perú!.

Artículos de Opinión

El Congreso anterior, que sustituyó al disuelto indebidamente por Martin Vizcarra, aprobó una ley que prohíbe la tercerización y toda...
En el Perú no existe control de precios. Luego de conocerse que cuatro ministros de Estado, incluido el de Salud,...
Por: Francisco Pantigoso Velloso da Silveira; catedrático de las Universidades del Pacífico, UPC y USS. Director de la Maestría en...
Se pretende darles un uso político anti inversión. Cabeceras de cuenca es un término que carece de definición legal. Las...

Programas Especializados

Previous
Next

Microprogramas

Previous
Next