USAR A LA GENTE Y MOVILIZARLA CONTRA LA MINERÍA PARA BUSCAR FUTURAS PREBENDAS NO TRAE BENEFICIOS AL PUEBLO

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Ex subprefecto de Hualgayoc y encargado de la Coordinación de Provías para el proyecto de reconstrucción de la carretera Yanacocha – Hualgayoc, Agustín Chuquilín Terrones, consideró importante que el Estado atienda la remediación de los denominados pasivos ambientales “huérfanos”, que son de larga data en las zonas de extracción minera.

RCR, 25 de enero 2019.- Utilizar a la gente y movilizarla contra las actividades productivas del país, como es el caso particular de la minería, a fin de buscar futuras prebendas ministeriales o de otro tipo, no es una buena forma de buscar solcuiones a los problemas que afectan a la población, afirmó el exsubprefecto de Hualgayoc, Agustín Chuquilín Terrones, al referirse al conflicto suscitado en relación al reciente derrame de líquidos y relaves ocurridos en esa localidad, así como a la presencia de pasivos ambientales “huérfanos” que están sin remediar.

Mi opinión personal, en mi condición de ex autoridad política, es que utilizando a la gente en movilizaciones y paros, “quizás para buscar algún interés particular no es la   forma” de encontrar soluciones, subrayó.

En ese sentido, advirtió que el anunciado de paro, programado aparentemente para el 06 de febrero e impulsado por el autodenominado Comando de Lucha de Hualgayoc, Chugur y Bambamarca, está basado en intereses ajenos a las necesidades de las poblaciones convocadas.

“Por supuesto. Hemos vivido ocho años en estas movilizaciones de atrasos en la región Cajamarca, por no poder hacer una propuesta. No hemos llegado a nada”, apuntó.

En diálogo con Red de Comunicación Regional (RCR), Chuquilín manifestó, sin embargo, que si la compañía Gold Fields tiene alguna responsabilidad por los sucesos ambientles ocurridos recientemente en la quebrada La Hierba y el río Tingo Maygasbamba,  “debe  responder con las personas afectadas”.

Indicó igualmente, que son las entidades técnicas especializadas del Estado, como la Autoridad Nacional del Agua (ANA) y el Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (OEFA), las que deben evaluar y sancionar, si fuese el caso, las posibles infracciones que pudiesen ocurrir en la actividad minera.

“Hay entidades técnicas del Estado que deben evaluar y dar un veredicto final”, sostuvo. Destacó el trabajo de responsabilidad social de la minera Gold Fields, que ha contribuido con becas a estudiantes que ahora son técnicos en la Universidad de Cajamarca.

Chuquilín, consideró igualmente importante atender la remediación, por el Estado, de los denominados pasivos ambientales “huérfanos”, que son de larga data en las zonas de extracción minera. “Completamente de acuerdo. Hualgayoc tiene más de quinientos años de minería… Si se ha malogrado algo y el Estado tiene el interés de remediar, hay que darle facilidades”, puntualizó.

Escuchar entrevista..