En Vivo

TURISMO DEL CUSCO ESPERA REINICIAR ACTIVIDADES A MEDIANO PLAZO POR BAJA TASA DE LETALIDAD DEL COVID-19 EN LA REGIÓN

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

RCR, 06 de junio de 2020.– Carlos Milla, presidente de la Cámara de Turismo del Cusco (Cartuc), expresó que el sector turístico de esa región tiene la esperanza de volver a reiniciar sus actividades en un mediano plazo debido a la baja tasa de letalidad por COVID-19 que presenta la región. Señaló que por el momento la cámara coordina con el gobierno regional para ver temas de inversión y protocolos de bioseguridad.

“Lo que está pasando es demoledor, no hay ningún turista en la ciudad consumiendo servicios. La buena noticia es que en Cusco la tasa de decesos por COVID está muy baja, ha habido tres turistas muertos en la primera semana y prácticamente no ha habido más personas fallecidas en toda la región. Es una tasa bajísima de la letalidad por 1’300,000 personas”, aseveró a través de Red de Comunicación Regional (RCR).

Remarcó que “esto es una buena noticia”. “Parece que, ya los estudios lo están confirmando, que las cepas de COVID en altura tienen un comportamiento de menos letalidad causado por la altura, el clima seco y por la radiación ultravioleta. Además, los habitantes de altura tenemos poquísimos, infectados hay, pero poquísimos casos críticos. Creo que no hay ni 8 camas de COVID ni 4 de UCI en toda la región”, comentó.

“Esta buena noticia la podemos usar a nuestro favor informando a los mercados internacionales que viajar a Cusco es seguro y posiblemente en algunos meses la gente ya empiece a considerarlo. Tenemos aliados como Latam que está dispuesto a abrir vuelos con todos los destinos necesarios. Por ejemplo, Santiago-Cusco, ya es una posibilidad. En Santiago ha habido una buena respuesta ante la pandemia y ha tenido baja tasa de letalidad. Entonces podríamos establecer estos corredores que en el mundo  ya se conocen como burbujas de bioseguridad”, enfatizó.

“Esta mañana nos hemos reunido con autoridades del gobierno regional y se ha quedado en un plan de cuatro puntos que incluyen inversión y bioseguridad y se está trabajando en mejorar los protocolos de seguridad, hacerlos más accesibles y propiciar que todos los negocios puedan acceder a estas certificaciones que son complicadas”, indicó.

“En el mediano plazo el Ministerio de Cultura ya tiene los protocolos listos y va a haber una apertura simbólica de Machu Picchu para julio. Eso no quiere decir que al día siguiente tengamos a los turistas, pero por lo menos se puede estimular algunos flujos de locales. Hay sectores que no han sufrido económicamente, por ejemplo, los empleados públicos están recibiendo sus sueldos completos y algunos negocios han incrementado sus ingresos con la crisis sanitaria”, subrayó.

Consideró que la situación actual del sector es catastrófica, porque uno de cada cuatro empleos en el Cusco estaba relacionado con el turismo. “Se ha hecho encuestas y si bien es cierto que hay un 25% de personas que dicen que no viajarían por temas de salud, hay un 75% que dice que lo consideraría. Entonces, habrá ofertas que tengan que ver con añadir valor a las visitas y añadir concientización. Todo dolor trae aprendizaje, pero también el dolor produce muerte”, dijo.