SOLO 410 VENEZOLANOS SE GANAN LA VIDA EN LA FORMALIDAD

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Fuente: Diario El Tiempo de Piura 

Con el fin de tener un mayor control de la ola migratoria, desde el sábado pasado el Estado empezó a exigir pasaporte y visa a los venezolanos que deseen ingresar a territorio peruano. Sin embargo, esta medida no habría llegado a tiempo para evitar repercusiones en el mercado laboral.

“El Ministerio de Trabajo fracasó al no vigilar adecuadamente a las empresas que pagan remuneraciones diferenciadas -pagan mucho menos a los venezolanos- y desplazan a la mano de obra peruana. Estos dejan de percibir ingresos y aumentan las condiciones de pobreza en el país. Por ejemplo, en construcción civil la diferencia es de 30 soles contra 100”, comentó el decano de´Economistas, Humberto Correa.

Escasa formalidad

Otro de los problemas de esta migración masiva es el aumento de la informalidad: en Piura solo hay 410 trabajadores venezolanos formales.

“Según las planillas electrónicas, Piura solo tiene 410 venezolanos formalizados trabajando para el sector privado y somos la séptima región con más venezolanos formales. Esto acrecienta el problema porque en la región superamos el 80% de informalidad”, comentó Silvia García, funcionaria de la Dirección de Trabajo.

Explicó que, si bien la mayoría de estos migrantes (el 61%) están calificados, no podrían ser contratados por empresas formales, debido a que no cuentan con documentos o sus títulos profesionales no están homologados.

“La mayoría de estos extranjeros trabajan en servicios y comercio, como agentes de venta o de oficina, o como meseros”, agregó García.