ROSPIGLIOSI: ESTRATEGIA EQUIVOCADA PARA FRENAR AL COVID-19 TRAERA CONSECUENCIAS SOCIALES TERRIBLES

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

RCR, 21 de mayo de 2020.- El exministro del Interior y analista político, Fernando Rospigliosi, dijo que el Perú ha caído en una profunda crisis económica debido a que el Gobierno ha empleado una estrategia equivocada para enfrentar al COVID-19. Explicó que la cuarentena no ha frenado la expansión del virus y advirtió que la paralización de las industrias va a provocar próximamente el aumento de los conflictos sociales y de la criminalidad en todo el país.

“Desgraciadamente ya se ha aclarado que el Perú está en la peor de las circunstancias. Estamos con una expansión del virus y con un aumento del número de fallecidos. Estamos en una crisis económica cada vez más profunda debido a la cuarentena que se ha establecido. Esto es producto de la estrategia equivocada del Gobierno”, aseveró a través de Red de Comunicación Regional (RCR).

Manifestó que “uno de los resultados de esta cuarentena absurda impuesta por el Gobierno va a ser el desborde social, es decir que lo que vamos a tener dentro de poco ya va a ser un aumento significativo de los conflictos sociales y otras manifestaciones de este desborde como saqueos y disturbios violentos”. “La otra manifestación va  a ser un aumento significativo de la delincuencia que ya venía fuerte antes de la cuarentena”, subrayó.

“Acá en Lima hemos visto que ya empiezan los asaltos y los sicarios, pero esto es solo el comienzo, esto es la punta del iceberg, lo que vamos a ver después es realmente terrible. Y no es de casualidad, es la política equivocada que ha hundido a la economía, que ha arrojado a millones de personas a la pobreza y que va a tener estas consecuencias”, indicó.

Aseveró que “desde el principio quedó en evidencia que el Perú no podía tener una política como la que han tenido países de Europa y Asia, que han podido controlar los focos infecciosos, que hacían muchísimas pruebas moleculares, que aislaban a los contagiados y que hacían a la vez sus actividades”. “En el Perú  era prácticamente imposible hacer eso, porque tenemos un 70% de informalidad, tenemos un enorme porcentaje de la población que no tiene refrigeradoras y que necesita ir todos los días al mercado”, dijo.

“En otras palabras, era imposible controlar la expansión los contagios. Entonces había que tratar de controlarla sin arruinar la economía, porque si se arruina la economía millones de peruanos van a caer en la pobreza y van a ser más propensos a las enfermedades y van a causar un desastre inimaginable. Sin embargo, se ha persistido en esta cuarentena absurda que ya mucha gente no respeta como era de esperarse en un país con 70% de informalidad y que está arruinando a ese 30% que es formal y que tiene que atenerse a las normas del Gobierno”, afirmó.

Remarcó que “era inevitable que el virus se propagara y el Gobierno ha puesto su grano de arena para que las cosas sean peores con la enorme ineptitud y corrupción que hemos visto, pero lo que no era inevitable es que la economía se hundiera y eso es producto de la cuarentena”. “El Perú no se va a recuperar en un año, ya los economistas más audaces dicen que necesitaremos de tres o cuatro para recuperarnos y quizá más”, anotó.

“El 30% de la economía formal, que es la que realmente paga impuestos y sostiene al Estado, está paralizada porque el Gobierno no la deja funcionar. Ese es el gran desastre, porque era evidente que la gente que no tiene como sobrevivir va a salir a la calle de todas maneras con cuarentena o sin cuarentena. La cuarentena en los hechos ya está terminando en muchos lugares del país, pero el gobierno sigue asfixiando al 30% que sostiene la economía”, dijo.

Escuchar entrevista…