RAUL MOLINA: AUTOEXCLUSIÓN DEL GOBERNADOR CÁCERES NO IMPEDIRÁ PROCESO DE DIÁLOGO POR LICENCIA SOCIAL PARA PROYECTO TÍA MARÍA

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Viceministro de Gobernanza Territorial de la presidencia del Consejo de Ministros (PCM), Raúl Molina precisó también que está probado que la minería en Arequipa puede convivir perfecta y armoniosamente con otras actividades productivas.

RCR, 12 de julio.  La eventual auto exclusión del gobernador regional de Arequipa, Élmer Cáceres, del proceso de diálogo con la población del valle del río Tambo para lograr la licencia social que permita la explotación del proyecto minero Tía María, no impedirá el desarrollo de este proceso y representa una posición unilateral y aislada en el consenso de la sociedad, actores sociales y políticos de dicha región, aseguró el viceministro de Gobernanza Territorial de la presidencia del Consejo de Ministros (PCM), Raúl Molina.

“Si el señor gobernador (de Arequipa, Élmer Cáceres) en este momento siente que él no puede incorporarse ahora al proceso de diálogo, buscaremos a otros actores con los que podamos ir abriendo, poco a poco, una ventana de oportunidades para hacerlo. Y ojalá que a largo de este proceso podamos ir incorporando a todos los actores”, subrayó.

En todo caso, Invocó al gobernador Cáceres a no correr el riesgo de quedarse fuera del proceso de dialogo que tiene que ir construyéndose de a pocos.

“En realidad, hoy día tenemos un consenso todos: la empresa, el gobierno nacional, el gobierno regional, los gobiernos locales y las sociedades del valle del Tambo. Estamos de acuerdo (en) que hoy día, el proyecto no es viable socialmente. Entonces, lo que tenemos que hacer, en lugar de cancelar la posibilidad del diálogo, es ir preparando el momento en que podamos sentarnos (en la mesa de conversación), poco a poco”, apuntó.

Actualmente Arequipa no puede desarrollarse sin la minería

En declaraciones a Red de Comunicación Regional (RCR), Molina precisó también que está probado que la minería en Arequipa puede convivir perfecta y armoniosamente con otras actividades productivas, al tiempo de advertir que si esa región renunciara a la minería “desaparecería todo el canon y los gobiernos locales y regional perderían una importante cantidad de recursos que requieren hoy en día”.

“Además que es una actividad que tiene ya presencia en Arequipa. Cerro Verde es un proyecto y unidad minera muy importante que existe en Arequipa, muy cerca de la ciudad. La provincia de Caylloma tiene varias unidades mineras que conviven con la vida (de otras actividades). No es una relación exenta de tensiones, pero la realidad muestra que pueden convivir distintas actividades económicas en un mismo territorio”, puntualizó.

El funcionario indicó que el gobierno está convencido de que el proyecto minero Tía María ha cumplido con las normas de evaluación ambiental que permitirán garantizar que el emprendimiento sea seguro con el medio ambiente.

“Y Estado peruano tiene que garantizar que así sea. Cualquier omisión que pudiera haber habido durante los estudios y (que) durante la vida útil del proyecto se presente, el Estado peruano tiene que salvaguardar los derechos de los peruanos. Así como tiene que promover la inversión privada, tiene que proteger a la gente”, enfatizó.

Consideró que si bien buena parte de los recursos que en la actualidad entran a la economía peruana están basados en actividades extractivas, expresó que en el futuro tenemos que aspirar a una economía mucho más diversificada.

No puede fijarse un plazo específico para el inicio de obras en Tía María

El viceministro Molina fue igualmente claro en precisar que no puede fijarse un plazo específico para construir el consenso poblacional que permita la aprobación de la licencia social del proyecto minero Tía María.

“Cada caso tiene su propia lógica y no hay que ponernos barreras de tiempo parta estos procesos, sino que tenemos que abordarlos y dejar que sigan su propia lógica en función a cómo interactúan los actores involucrados en cada caso. En el caso de Tía María, nos tomará el tiempo que deba tomarnos construir el consenso que sea necesario edificar para que tengamos una mirada común para el desarrollo de la provincia. Si eso nos toma tres meses seis meses o un año, veremos”, remarcó.

Recalcó además que el gobierno solicitó a la empresa que no dé ningún paso en el desarrollo del emprendimiento minero Tía María, en tanto no exista un consenso social alrededor del proyecto.

“Y en base a ese pedido del gobierno, ha habido conversaciones con la empresa desde hace muchas semanas. Y la empresa suscribió un documento, donde se compromete a respetar ese acuerdo. Y es en base a eso que se ha otorgado la licencia (de construcción). ¿Cuál va a ser el papel del gobierno? Garantizar que eso se cumpla. Garantizar que no se inicie ningún trabajo concreto de ejecución del proyecto Tía María, a lo cual la empresa está dispuesta”, especificó.

Escuchar entrevista..