QUINTANILLA: CONGRESO DEBE ESPERAR RESOLUCIÓN DEL PJ ANTES DE DECIDIR FUTURO DE “AVENGERS”

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

¿Venganza “keikista” contra “avengers”, va o no va?. Algunos parlamentarios señalan que la actuación de la mayoría parlamentaria no estaría totalmente ceñida a ley, pues se estarían irrogando facultades que avasallan el ordenamiento legal y su propio reglamento, para imponer desafueros “express”.  

RCR, 218 de mayo 2018 .- Los 67 votos que busca alcanzar el grupo congresal de Fuerza Popular (FP) para proceder con el desafuero de los tres congresistas involucrados en los “mamanivideos” – Kenjy Fujimori, Guillermo Bocángel y Bienvenido Ramírez -, aún no estarían totalmente garantizados pues existen posiciones que proponen que la decisión de expectorar a los tres “avengers” del Parlamento, se adopte luego que el Poder Judicial defina su situación, invocando la prioridad de no afectar el derecho a la defensa de los involucrados en presuntos delitos de cohecho y corrupción.

Alberto Quintanilla Chacón, representante por Puno de la bancada de Nuevo Perú (NP), expone sus argumentos. En principio, aclaró, “no estamos en contra de un desafuero, pero creemos que lo que le corresponde al Congreso es aplicar una sanción administrativa de suspensión por 120 días, y simultáneamente, remitir el expediente al Poder Judicial para que allí se realice la investigación y el proceso respectivo”.

Añadió que, en base a la sentencia del Poder Judicial, el Congreso deberá tomar la decisión que corresponda: Desafuero, si los condenan por encontrarlos culpables, pero si la justicia los absuelve, no procedería el desafuero. Ese es el camino legal que respeta el ordenamiento jurídico peruano, aseveró.

“La Constitución contempla sanciones administrativas a los congresistas, hasta una suspensión por 120 días. En mi opinión, lo más conveniente es que el desafuero, si corresponde, se establezca luego de un proceso judicial donde hayan sido investigados por el ministerio Público, en un proceso en el que tengan la oportunidad de defenderse, para que no se cometa un error, y no se abuse de sus derechos”, concluyó.