QALI WARMA Y CORTE SUPERIOR DE JUSTICIA DE PUNO TRABAJARÁN PARA REFORZAR VIGILANCIA SOCIAL Y OPTIMIZAR SERVICIO ALIMENTARIO

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Fuente: MIDIS 

En reunión de trabajo, se acordó garantizar la participación de los jueces de paz de la referida región.

Con la finalidad de lograr mayores beneficios para los usuarios del servicio alimentario escolar, y en las labores de vigilancia social por parte de los jueces de paz, el Programa Nacional de Alimentación Escolar Qali Warma y la Corte Superior de Justicia de Puno trabajarán de manera conjunta, según se acordó en reunión de trabajo entre ambas instituciones.

El acta de la reunión fue suscrita por Fredy Hinojosa, director ejecutivo de Qali Warma y Walter Gálvez Condori, presidente de la Corte Superior de Justicia de Puno, en la sede de la sala plena del Palacio de Justicia de Puno.

Ambas instituciones realizarán acciones conjuntas para asegurar y optimizar el servicio alimentario de este año. En ese sentido, se propuso fortalecer la participación de la Corte Superior de Justicia de Puno en el proceso educativo y alimentario de las niñas y niños, usuarios del programa, incidiendo en el modelo de cogestión como herramienta de acceso efectivo a los servicios que ofrece el Estado.

El director ejecutivo de Qali Warma, Fredy Hinojosa, destacó que esta es una alianza estratégica a través de la cual se ha suscrito los lineamientos de trabajo para que los jueces de paz de la región se involucren y participen en el modelo de cogestión a fin de garantizar la prestación de un servicio transparente y eficiente en favor de todos los usuarios. Además, se optimiza los controles y la supervisión en todo el proceso.

Por su parte, el presidente de la Corte Superior de Justicia de Puno, Walter Gálvez, señaló que se establecieron tres líneas de trabajo: capacitación por parte del Poder Judicial a los funcionarios de Qali Warma en las zonas más alejadas para conocer los delitos contra la administración pública y qué ocurre cuándo se administran mal los recursos públicos. Asimismo, se les capacitará para qué conozcan la forma en que los usuarios pueden interponer denuncias ante una incorrecta administración, y por último se hizo hincapié en los mecanismos de intercambio de información para establecer procesos de denuncias que sean eficaces y rápidos.

También se acordó promover la participación de actores sociales en actividades de vigilancia social en la fase de la gestión del servicio alimentario a fin de mejorar la eficiencia, transparencia, calidad, neutralidad y uso adecuado de recursos, y por ende la gestión del programa. En esa línea, la participación y cooperación de la comunidad educativa, organizaciones e instituciones  de la sociedad civil y el sector privado en la prestación del referido servicio es vital.

Además, se fortalecerá los instrumentos de gestión y vigilancia social del servicio alimentario en cada una de las instituciones educativas públicas usuarias del programa. Asimismo, se buscará la permanente articulación en acciones que garanticen la integridad en la prestación del servicio alimentario que ofrece el programa en la región Puno.

Este año, Qali Warma ha programado brindar servicio alimentario a más de 4 millones de niñas y niños de 64 mil 541 instituciones educativas públicas en el ámbito nacional. En Puno, se atenderá a 178 mil 987 usuarios de 4 mil 758 instituciones educativas.