En Vivo

PERÚ ES UNO DE LOS PAÍSES MÁS ATRASADOS EN CALIDAD DE INFRAESTRUCTURA A NIVEL MUNDIAL

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

RCR, 15 de julio de 2022.- Gabriel Daly, gerente general de CONFIEP, señaló que el Perú es uno de los países más atrasados en calidad de infraestructura a nivel de Latinoamérica y del mundo. Explicó que este problema impide que el país pueda mejorar su productividad y su competitividad, brindar predictibilidad a las inversionistas, así como superar la pobreza en la población.

“Los países más productivos tienen una mejor calidad de infraestructura. También existe una relación positiva entre el PBI per cápita y la calificación de la calidad de la infraestructura. Estados Unidos, Alemania y el Reino Unido tienen una infraestructura muy potente y sistemas de planeamiento importantes. El Perú está más atrás y Chile está más adelante”, dijo en el Jueves Minero “Arequipa, Moquegua, Tacna: Importancia de la Infraestructura para el Desarrollo Macroregional”, organizado por el Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP).

Remarcó que la infraestructura está asociada la productividad y la competitividad, así como también a la contribución al PBI per cápita, que tiene que ver con el desarrollo. “Como país no hemos sido muy buenos en asignar los recursos de manera adecuada y escoger los proyectos que realmente cierren brechas y tengan un impacto positivo en la calidad de vida de los ciudadanos”, indicó.

Señaló que el 2018, como consecuencia de esta falta de planeamiento y de visión estratégica, se planteó hacer un plan de infraestructura que Perú no tenía. “Había cuatro razones por las cuales se necesita ese plan. El primero, era una hoja de ruta básicamente, tener una visión de país de hacia dónde queríamos ir y qué era lo que queríamos”, afirmó.

“El segundo punto por el cual queríamos tener un plan de infraestructura era darles predictibilidad a los inversionistas. El 2018 queríamos establecer cuáles eran aquellos proyectos que el país realmente necesitaba y poder generar una cartera importante de proyectos. En situaciones donde hay mucho dinero en el mundo voltean a países para ver en dónde pueden invertir”, expresó.

Enfatizó que el tercer punto era mejorar la eficiencia del uso de los recursos. “En esto todavía no hemos sido muy buenos, pero claramente economía 101 hay demandas ilimitadas y pocos recursos y hay que asignarlos de manera eficiente. Entonces acá lo que teníamos que hacer era señalizar claramente con el presupuesto aprobado a dónde íbamos a invertir”, explicó.

“El Perú y pocos países no pueden hacer la línea 3 y 4 del metro, más una Carretera Central, más un gasoducto al mismo tiempo, porque simplemente las reglas fiscales no te permiten tener ese nivel de gasto en función a los ingresos que tenemos”, precisó.

Manifestó que al final lo más importante es que los proyectos se terminen. “Que se terminen a tiempo y dentro de sus costos, para dar un beneficio a la población. Acá estamos hablando de proyectos básicamente públicos, carreteras, agua, desagüe, electricidad, residuos sólidos”, anotó.

“El cuarto era sobre los desincentivos a la corrupción. Si tienes una hoja de ruta clara, una visión hacia dónde quieres ir, tienes una cartera de proyectos y tienes un presupuesto asignado, lo que haces es reducir los espacios para que la corrupción o empresas que no se han comportado de manera adecuada puedan marcar la agenda de desarrollo del país. La agenda de desarrollo del país tiene que ser conversada con el sector privado”, subrayó.