“PERSECUCIÓN POLÍTICA” ESGRIMIDA ALAN GARCÍA PODRÍA AFECTAR PROCESOS DE EXTRADICIÓN

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Expresidente del Congreso, Antero Flores Aráoz, manifestó también que las continuas intromisiones del Poder Ejecutivo en las acciones de otros poderes del Estado “dan la impresión de una persecución política, cuando no necesariamente lo es”.

RCR, 20 de noviembre.  La argumentación de una supuesta “persecución política” esgrimida por el expresidente Alan García para solicitar asilo a Uruguay podría afectar, de alguna manera, a los procesos de extradición por delitos de corrupción contra el exmandatario Alejandro Toledo y el exvocal supremo, Cesar Hinostroza, advirtió el expresidente del Congreso, Antero Flores Aráoz.

“Pero sin ninguna duda. (Si no) por qué no da hasta ahora la extradición (de Alejandro Toledo), Estados Unidos. Por los errores que ha cometido el Perú. El primero fue el ponerle precio a la cabeza de Toledo. Entonces, los errores siempre se pagan. Y ha habido también en lo de Alan García un error del presidente Vizcarra al llamar a su similar de Uruguay para que no le dé el asilo”, subrayó.

En diálogo con Red de Comunicación Regional (RCR), Flores Aráoz manifestó también que las continuas intromisiones del Poder Ejecutivo en las acciones de otros poderes del Estado “dan la  impresión de una persecución política, cuando no necesariamente lo es”.

Asimismo, cuestionó y expresó su más enérgica protesta pública por el reciente allanamiento fiscal al Estudio de Abogados de Arsenio Oré, al considerar que con este hecho “se está poniendo la profesión de abogado en una profesión riesgo”.

“¿Dónde está el secreto profesional? ¿Dónde está el secreto de sus activos? Porque se tienen que entrometer terceros en los archivos correspondientes a los clientes del doctor Oré, que nada tienen que ver con la defensa en el caso judicial de los Cócteles”, se preguntó.

Por su parte, el jurista Ángel Delgado Silva se unió al cuestionamiento al allanamiento fiscal al Estudio Oré, al advertir que esta acción “se atenta a la prerrogativa de los abogados defender nuestros casos con plena reserva y con libertad del caso que nos permite la Constitución y la Ley”.

“Considerar que los estudios de abogados son parte de la red de corrupción es una concepción fascista, propia de los estados totalitarios. Eso no pasa en democracia. Eso no queremos para el Perú, por favor”, anotó.

Asimismo, adujo que el expresidente Alan García “no huido” de país, sino que se ha sometido a uno de los sistemas procedimentales que hay en el sistema interamericano de defensa de derechos fundamentales, que es el asilo.

De igual modo, calificó de “un error” el programado viaje a Montevideo de una comisión congresal  multipartidaria para informar al presidente y las autoridades uruguayas sobre la inconveniencia de otorgar un asilo diplomático al exmandatario, Alan García.