En Vivo

PASAPORTE Y VISADO PARA VENEZOLANOS OBEDECE A PRESIÓN CIUDADANA POR SU MIGRACIÓN DESCONTROLADA

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Autor del libro sobre éxodo venezolano “Entre el Exilio y la Emigración”, José Koechlin Costa, advirtió también que de continuar el flujo migratorio descontrolado de venezolanos por toda Sudamérica, las naciones del subcontinente aplicarán medidas cada vez más restrictivas contra dichos migrantes

RCR, 14 de junio. La exigencia del Perú de pasaporte y visado humanitario para los venezolanos que ingresen a territorio nacional, a partir de mañana 15 de junio, obedece a una decisión política del Estado peruano, basada en una presión de la opinión pública local, ante el desbordamiento de la migración de esos extranjeros a nuestro país, afirmó José Koechlin Costa, coordinador académico del Instituto del Instituto de Ética y Desarrollo de la Universidad Antonio Ruiz de Montoya.

“El tema está en que la migración venezolana ya no es solamente problema humanitario o de ingresos. Ya es un problema político. Y, por tanto, los políticos tienen que intervenir. Porque, como es un problema político, hay una opinión pública. Y la opinión pública quería respuestas, y quería medidas frente a esto. Y, de alguna manera, se ha visto presionado el gobierno (para actuar en consecuencia)”, subrayó.

”Efectivamente, algunos de ciudadanos venezolanos se han visto implicados en temas de violencia y violencia agravada. Y como sabemos, el problema de la sociedad peruana es la seguridad. Entonces, ha comenzado a asociarse que este flujo migratorio estaría agravando la situación de inseguridad. Y el gobierno entiende que con esta medida estos índices y de violencia y delincuencia podrían bajar”, subrayó.

En declaraciones a Red de Comunicación Regional (RCR), López precisó también que la disposición peruana es legítima, soberana, estrictamente legal y ajustada a la normatividad internacional.

“En sentido estricto, el Estado está en la decisión soberana de pedir el documento que sea para poder ingresar a un país. Hasta aquí no hay ninguna violación a ningún tratado. Hasta aquí no hay ninguna cosa anormal. Cada país decide los requisitos que cree conveniente”, apuntó.

En declaraciones a Red de Comunicación Regional (RCR), López advirtió también que de continuar el flujo migratorio descontrolado de venezolanos por toda Sudamérica, las naciones del subcontinente aplicarán medidas cada vez más restrictivas contra dichos migrantes.

“La situación de origen por la cual se ha producido esta migración. siguen intactas. Por tanto, si esto sigue así, va a seguir produciéndose una migración, un éxodo, una huida de Venezuela… Y los países de América Latina tampoco son naciones del Estado de bienestar. Entonces, siguen las condiciones igual, no hay porqué pensar que esto (la migración descontrolada) va a reducirse. Y si siguen entrando, nuestras sociedades tendrán también estas actitudes. Y los estados tendrán que ir administrando este flujo migratorio, recibiendo o restringiendo –como es el caso del Perú- el ingreso de venezolanos”, enfatizó.

En todo caso, abogó por hacer ciertas excepciones muy puntuales para el permiso de ingreso sin el pasaporte y la visa humanitaria, a los ciudadanos muy vulnerables con enfermedades graves, menores con problemas de desnutrición, mujeres embarazadas y ancianos, “sin dejar de pedir al resto y grueso de ciudadanos los documentos que va a exigir, a partir de mañana”.

Los 800 000 venezolanos agudizarán problemas económicos y sociales del Perú

El autor del libro sobre éxodo venezolano “Entre el Exilio y la Emigración”, alertó igualmente que la permanencia de los más de 800 000 venezolanos en el Perú agudizará los problemas económicos y sociales que confronta nuestra sociedad, como la contracción en la economía, la caída en el empleo, un alto nivel de informalidad, entre otros factores.

“Sí. Digamos que el venezolano básicamente se desempeña en el sector informal de la economía. No se emplea mucho en el sector formal. Apenas hay 40 000 contratos, a nivel nacional. Y de los 800 000, calculamos que son unos 500 000 los venezolanos que buscan trabajo. Hay, a grosso modo realmente estaríamos hablando de unos 500 000 los venezolanos que estarían presionando  el mercado laboral”, especificó.

López refirió que la cifra actual de venezolanos ingresados al Perú bordea las 800 000 personas, a la vez que se calcula que otros 30 000 naturales de ese país ingresarían al territorio nacional antes en que entre en vigor los nuevos requisitos solicitados por el Estado peruano.

Escuchar entrevista