MINERÍA Y GOBIERNO CONCUERDAN EN NO DISCUTIR UNA NUEVA LEY GENERAL DE MINERÍA, SINO EN REFORMARLA

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Expresidente de la CONFIEP  Roque Benavides, manifestó también que “es preocupante” la demostración, por los gobiernos regionales y locales, de “su evidente falta gestión”, al no utilizar los quince mil millones de soles, recibidos en la última década por el aporte impositivo de la minería.

RCR, 17 de septiembre. La industria minera y el Poder Ejecutivo concuerdan en la necesidad de no discutir una nueva Ley General de Minería, sino de efectuar reformas que actualicen a la norma  actualmente vigente, la misma que ha sido muy efectiva para el desarrollo del país, afirmó el expresidente de la Confederación Nacional de Instituciones Empresariales Privadas (CONFIEP) Roque Benavides.

“Ayer tuvimos la presencia del primer ministro (Salvador Del Solar)…  Y nos transmitió el mensaje del gobierno. Y creo yo que estamos bastante alineados en el sentido de que no necesariamente se trata de hacer una nueva Ley de Minería, sino de hacer, quien sabe, retoques o revisar la legislación medioambiental o la legislación tributaria”, subrayó.

En ese sentido, insistió en que “no se trata de volverse absolutamente legalista” con el planteamiento de una nueva Ley General de Minería.

“Hay que recordar la historia para no cometer los mismos errores, en el futuro. Mucha gente se olvida que el Código de Minería de 1950, cuyo autor principal fue Mario Samamé Boggio, duró desde 1950 a 1992. Obviamente, desde el año 1992, a la fecha, algunas cosas han cambiado. Pero  que la Ley de 1992 fue promotora y que permitió el desarrollo de muchísimos  proyectos mineros en el Perú, es evidente”, puntualizó.

No hay forma de desarrollar proyectos mineros sin buena relación con comunidades

Asimismo, reconoció que no hay forma de desarrollar y trabajar en un proyecto minero, sin una buena relación con las comunidades instaladas en sus áreas de influencia, por lo que dijo ser “uno de los firmes creyentes” en la aceptación social.

“Las empresas mineras tenemos que integrarnos, quien sabe más todavía, a las comunidades. Nuestras compatriotas tienen que reconocer que no es fácil trabajar en el área rural, donde el Estado brilla por su ausencia”, enfatizó.

Refirió que el empresariado es creyente de la responsabilidad social compartida entre todos los estamentos de la sociedad y que permita tener como objetivo el desarrollo y el bienestar, a fin de contribuir a que la gente viva mejor.

En declaraciones a Red de Comunicación Regional (RCR), Benavides manifestó también que “es preocupante” la demostración, por los gobiernos regionales y locales, de “su evidente falta gestión”, al no utilizar los S/ 15 000 000 (quince mil millones de soles), recibidos en la última década por el aporte impositivo de la minería, y que no utilizaron para el desarrollo de sus respectivas circunscripciones.

“Y también, a nivel de gobiernos nacionales, por hay varios ministerios que no han utilizado los dineros que se le han asignado. Ese tema de la eficiencia en la inversión y en el gasto es algo que tiene que preocuparnos a todos los peruanos. Los recursos que genera la minería son importantes y deben ser bien utilizados. Eso nos generaría, a las empresas mineras, una muchísima mejor imagen y un mejor relacionamiento con las comunidades” aseveró.

Benavides recalcó igualmente que el ruido político preocupa en forma significativa al empresariado y los inversionistas, expresó que “el bochinche político desestabiliza y genera inquietud”.

“Sería muy importante invocar a que nuestros líderes políticos mantengan el dialogo y el nivel de la conversación para tratar de llegar a los consensos indispensables. Ese es el mandato que ellos tiene de la población, y yo espero que así lo entiendan”, apuntó.

El presidente de la compañía minera Buenaventura refirió igualmente la minería mundial, congregada hoy en una nueva edición de la Convención Internacional PERUMIN 34, se reúne no sólo para discutir la coyuntura, sino para debatir sobre el largo plazo, sobre la tecnología, entre otros aspectos.

En ese sentido, destacó la participación de la juventud y de los universitarios, y estudiantes de institutos tecnológicos en el PÑERUMIN 34, la misma que –recordó- se da desde eventos anteriores

“(Esa presencia se da) transmitiendo un mensaje superpotente: la industria con la academia, juntos los estudiantes con los profesionales y demostrando que se puede dialogar. La minería responsable, la que cuida el medio ambiente., la que respeta a las comunidades, tiene mucho que aportar a la economía peruana y al futuro de esos jóvenes. Y ellos tienen que estar muy interesados”, remarcó.

Escuchar entrevista…