En Vivo

MIMP: la mayor lección que nos deja esta emergencia es no invadir el espacio de los ríos

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Fuente: Andina

Ministra de la Mujer inspeccionó zona de la ribera del río Chillón.

Lima, mar. 31. La mayor lección que nos está dejando el Fenómeno del Niño que, actualmente, azota a la costa norte y central del país es que no podemos volver a invadir el espacio de los ríos, aseguró la ministra de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, Ana María Romero-Lozada.
Durante su recorrido por las zonas afectadas por el desborde del río Chillón en los distritos de Puente Piedra y Comas, Romero agregó que una vez concluida la fase de atención de la emergencia, se establecerán las normas que falten para que haya una autoridad que controle que la población no vuelva a construir sus viviendas cerca al cauce de los ríos.
 
Romero-Lozada encabezó el jueves una delegación de voluntarios y voluntarias del sector que, en el asentamiento humano Los Sauces, en Puente Piedra, distribuyó agua embotellada a un total de 70 familias, cuyas precarias viviendas sufrieron filtraciones, producto del incremento del caudal del Chillón. 
 
En el lugar, equipos del Ministerio de Salud y del Indeci vienen asistiendo a los hogares damnificados.
 
La ministra recorrió la zona junto a especialistas del Indeci y también del alcalde de Puente Piedra, Milton Jiménez. En diálogo con el burgomaestre, lo comprometió a iniciar una campaña para que las familias comprendan que hay zonas que no se pueden invadir por seguridad de sus propias vidas y de los más pequeños.
 
“Hagamos una campaña para que las personas no lleguen a estas zonas que suelen estar secas por un tiempo, pero luego son recuperadas por los ríos”, anotó.
 
Posteriormente, se trasladó a la zonal 14, en Comas, por el Fundo La Victoria, donde Indeci estima que 30 familias se han visto afectadas por el incremento del cauce del río Chillón. En el lugar, se reunió con representantes del municipio para recibir el reporte de los trabajos de remoción de lodo y piedras.