En Vivo

JORGE PRADO SUMARI: FIRMA DE 83 ACUERDOS CON ESTADO ELEVARÁ PRODUCCIÓN DE PEQUEÑOS AGRICULTORES

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Dirigente de la Confederación Campesina del Perú (CCP) destaca reconocimiento de la agricultura familiar ya que abastece el 70 % de la canasta familiar del país.

RCR, 19 de noviembre 2019.- Jorge Prado Sumari, dirigente de la Confederación Campesina del Perú (CCP) y de la Convención Nacional del Agro (Conveagro), informó que la firma de 83 acuerdos con el Estado para subsidiar la agricultura familiar permitirá que dos millones 200 mil pequeños productores de comunidades campesinas y nativas de todo el país puedan asociarse para abastecer con sus productos el mercado nacional e internacional.

Destacó que el Estado cuenta con “una estrategia de tres años con una inversión de más de 15 mil millones de soles desde los diversos sectores (ya sea haciendo carreteras, colegios, etc.), pero todos alrededor de nuestros pueblos originarios”. “Nosotros vamos a ser vigilantes para que esto se concrete y llegue verdaderamente a la actividad productiva de las comunidades campesinas. La asociación productiva en nuestras comunidades es importante para tener una vinculación importante con el mercado”, aseguró.

“El paro del 13 de mayo hizo posible la apertura de una mesa de trabajo con el poder Ejecutivo a fin de atender los álgidos problemas de nuestro sector de la pequeña agricultura que normalmente no es atendida a través de políticas públicas que hagan posible el bienestar de las comunidades campesinas donde mayormente está la presencia de la agricultura familiar”, explicó a través de Red de Comunicación Regional (RCR).

Recalcó que “el paro fue un esfuerzo de los pequeños productores y las juntas de usuarios de riego para llamar la atención del Estado y en ese contexto fuimos atendidos y se instalaron las mesas. Como resultado de esas cinco mesas de trabajo tenemos un conjunto de acuerdos que deben ser implementados por el Estado juntamente con los productores”.

En ese sentido, consideró que “los acuerdos deben ser implementados con los productores, porque nosotros no estamos de acuerdo con los programas asistencialistas sino con programas en los que los productores sean protagonistas con el despliegue de nuestra cultura que nos enorgullece porque formamos parte de las cinco columnas que la humanidad tiene como culturas ancestrales que hacen posible el bienestar y la proyección de la humanidad hacia metas más humanas y sostenibles”.

“El asistencialismo es ver en el semejante un minusválido que necesita ser llevado de la mano como si fuera un menor de edad, eso de ninguna manera. Nosotros, al reconocernos como parte de una de las cinco culturas universales fundamentales, exigimos y reclamamos protagonismo y poner en juego esa rica cultura que nos identifica. De esa manera, hacemos un país democrático, porque en nuestras comunidades valoramos la vida democrática”, resaltó.

Conveagro

El dirigente campesino destacó que “el rol de Conveagro fue fundamental y es importante porque es un espacio articulador y aglutinador de organizaciones agrarias”. “El agro lamentablemente no es fuente de bienestar porque desde el Estado no hay una mirada para financiar y atender este sector. En el mundo no hay país donde la agricultura sea floreciente sin el apoyo del Estado. En todas partes, en los países desarrollados fundamentalmente, la agricultura recibe la financiación o el subsidio del Estado”, indicó.

“En el Perú tenemos un excelente ejemplo de subsidio a la agroexportación, porque existe una política pública que desde hace 20 años viene apoyando con más de cinco mil millones de soles. Esto es la demostración de que el subsidio del Estado es fundamental. En nuestro sector la agricultura no es fuente de bienestar sino fuente de extrema pobreza y necesita el apoyo del Estado con el respeto al protagonismo de los productores”, anotó.

Manifestó también que “la migración constante de jóvenes del campo a las ciudades debe cambiar, para que los jóvenes vean que nuestra agricultura y ganadería con el aporte del Estado sí es fuente de bienestar. Nuestra participación también es privada y lo privado ya recibe el aporte del Estado a través de la agroexportación”.

“Existen agroexportadores ya ven que existe la necesidad de una alianza estratégica entre ellos y la agricultura familiar, porque no hay otra manera de generar bienestar creciente para todos y evitar una confrontación que es motivo de destrucción y dificultades para las familias. Este bienestar debe evitar que haya un desbalance entre extrema pobreza y extrema riqueza”, precisó.

Agrobanco

Prado Sumari lamentó que Agrobanco sea la única fuente de financiación de los pequeños agricultores, al aseverar que “no desempeña su función de promotor porque las leyes se lo impiden”. “Con estos acuerdos se reconoce que Agrobanco es un ente estratégico que debe recibir el apoyo del Estado para financiar ventajosamente a los dos millones 200 mil agricultores. Hemos logrado que el Estado pueda cubrir parte de los intereses, para que los agricultores puedan producir en mejores condiciones”, señaló.

Destacó que “otro logro de los acuerdos es el reconocimiento de la agricultura familiar, porque abastece el 70% de la canasta familiar del país en condiciones de desventaja”. “Esto tiene que revertirse con el rol activo del Estado. La agricultura familiar se llama así porque los intervinientes son miembros de una familia y es una agricultura organizada a través de nuestras comunidades campesinas y nativas. Lo lamentable es que el Estado no tiene políticas de reconocimiento de las comunidades que son fuente de identidad cultural y actividad productiva”, dijo.

Mencionó como ejemplo a su natal Huanca Sancos, que “es una comunidad campesina fundamentalmente ganadera gracias a que estamos organizados en cuatro ayllus”. “Nosotros estamos organizados en nuestra actividad cultural, festiva y musical, pero fundamentalmente en nuestra actividad productiva y en la preservación del agua. Uno de los acuerdos es que el Estado fortalezca nuestra actividad productiva en vez de ser amenazada por proyectos estatales o privados”, explicó.

Ver Entrevista