Incompetencia de gobierno de Humala generó incremento de anemia infantil

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

En Puno enfermedad alcanza 76% de niños.

RCR, 11 de agosto de 2016.- El aumento de la anemia infantil en el país es consecuencia de la falta del suministro de micro nutrientes en los niños pese a que estos suplementos precisamente constituyen la base de la estrategia de lucha contra esta enfermedad, explicó Walter Vílchez Dávila, miembro de la Comisión Técnica de la Iniciativa Contra la Desnutrición Infantil.

Refirió que las cifras del Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI) revelan que entre el 2011 y 2015 la desnutrición crónica infantil se redujo en todo el país de 19.5% a 14.5%, sin embargo, en ese mismo periodo (durante el gobierno de Ollanta Humala) la anemia infantil se incrementó dos puntos porcentuales, de 41 a 43% en niños entre seis a 36 meses de edad.

Este incremento, explicó el especialista a Red de Comunicación Regional (RCR), es consecuencia de la falencia en intervenciones claves en la administración de suplementos con multi micro nutrientes que precisamente es la base de la estrategia principal del Ministerio de Salud, pues no tuvo la cobertura nacional esperada hasta el punto que alcanzó menos del 50% e incluso en zonas rurales llegó a menos del 20% (donde la enfermedad afecta al 51% de los menores).

Aclaró sin embargo, que el suministro adecuado de multi micro nutrientes no es suficiente para garantizar el pleno éxito de la lucha contra la anemia infantil pues paralelamente se requiere fortalecer las capacidades del personal de salud y la capacitación para las madres de familia que les permita el uso apropiado y diario de estos suplementos.

Vílchez Dávila, que también es Coordinador de Programa de Nutrición y Seguridad Alimentaria en CARE Perú, recordó que la desnutrición crónica y anemia infantil afecta el desarrollo cognitivo del menor, disminuye las defensas del organismo, precariza las condiciones de salud y cuando estos llegan a adultos tienen sus capacidades disminuidas, su productividad no es adecuada y están en desventaja para el desarrollo.

Observó que el Ministerio de Agricultura y Riego es el responsable nacional de la seguridad alimentaria nutricional, sin embargo, no ha sido protagónico en mejorar la disponibilidad de alimentos en todo el país e implementar estrategias para mejorar la diversificación de alimentos en la población rural.

El especialista saludó el compromiso del presidente Pedro Pablo Kuczynski de combatir la anemia y desnutrición infantil y destacó que este problema exige la participación coordinada de los diferentes sectores del Estado que incluya en primera línea a los gobiernos regionales y locales, pues de lo contrario la situación podría estancarse.

Las cifras oficiales revelan que la región Puno se ubica en el primer lugar a nivel nacional con los más altos índices de anemia infantil, alcanza el 76% de niños, a esto se suma que el 14% de menores de cinco años de edad padecen desnutrición crónica.

Al respecto, Vílchez Dávila dijo que es clave que el Estado mejore su presencia en el ámbito rural de esta región con la competencia articulada de los sectores salud, educación, vivienda, agricultura, producción, etc.