GOBIERNO DEBE EXTENDER POR TRES MESES MÁS EL PLAZO DE VENCIMIENTO DE DEUDAS ANTE AMPLIACIÓN DE CUARENTENA

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

RCR, 23 de mayo de 2020.- Alex Albújar Cruz, consultor en proyectos de inversión y especialista en estructuración financiera, sostuvo que, ante la ampliación de la cuarentena hasta el 30 de junio, el Gobierno debe buscar un mecanismo para extender asimismo por tres meses más el plazo de vencimiento de las deudas y dar tiempo a que se produzca una plena reactivación de las actividades económica productivas.

“Las deudas empiezan a vencer a partir del 1 de julio y no estamos en plena capacidad de producción y se está produciendo una brecha. Ese plazo se está quedando corto y se tiene que ver un mecanismo para ampliar tres meses más. Asumiendo que el 30 de junio el periodo de emergencia termine, la reincorporación no va a ser inmediata y en la práctica se requiere que todo este encaminado para hablar de una reactivación productiva al 100%”, indicó.

Destacó que el programa Reactiva Perú, que asigna 30 mil millones de soles para créditos a todo tipo de empresas, hasta la fecha haya colocado el 92% de sus créditos. “El BCR ha subastado el 92% a las entidades financieras que están colocando a las empresas, estamos hablando de 27,500 millones de soles que han sido subastados y estos fondos han sido destinados a las empresas”, dijo.

“Lo bueno es que esto al ser un crédito garantizado por el Estado las entidades financieras no están tomando riesgos en la colocación y eso hace que los costos sean bajos. Esto es una ventaja, porque este crédito es de 36 meses y 12 meses de gracia, es decir los primeros 12 meses no hay que pagar todavía la deuda. Eso es lo que el programa contempla para que las empresas puedan reincorporarse a la actividad productiva luego de lo cual podían contar con recursos para pagar la deuda en los dos años que quedan”, precisó.

Sin embargo, señaló que el programa se quedaría corto debido a la ampliación de la cuarentena hasta el 30 de junio. “Este programa fue concebido asumiendo que el periodo de emergencia iba a ser menor. Sin embargo, dado que la emergencia se está postergando y la reactivación económica se posterga, efectivamente los montos asignados van a quedar cortos y a las pequeñas empresas se les va a agotar ese monto en pagar planillas y proveedores, porque no está destinado para hacer inversiones o pagar deudas”, anotó.

“Eso requiere que los pequeños empresarios estén mirando cómo se van a reacomodar y reactivar, cuál va a ser su plan de reinserción en los próximos meses, y las entidades financieras a la vez puedan estar listas para financiar esta reinserción. La entidades financieras están con liquidez y tienen dinero que no han venido colocando porque la actividad productiva está paralizada”, subrayó.

Escuchar entrevista completa…