FISCALÍA PUEDE REQUERIR ORDEN DE CAPTURA PARA ALAN GARCÍA POR SALIR ILEGALMENTE DEL PERÚ

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Excongresista, Heriberto Benítez, indicó también que en el caso que Uruguay denegase el asilo territorial al expresidente, éste podría quedar a merced de las autoridades peruanas para éstas continúen procesándolo en el Perú, por las investigaciones sobre corrupción que tiene en su contra.

RCR, 19 de noviembre 2018.- La salida del expresidente Alan García del territorio nacional, al refugiarse en la residencia del embajador de Uruguay, es motivo suficiente para que el Fiscal José Domingo Pérez solicité al Poder Judicial el dictado de una orden de captura, a nivel nacional e internacional en su contra, por infringir la orden de impedimento de salida, estimó el excongresista Heriberto Benítez.

“Habiéndose comprobado que salió del territorio e incumplió, el fiscal debería solicitar (al juez) que se disponga la ubicación y captura internacional (de Alan García), igual que a (César) Hinostroza. Se ubica la orden de captura internacional, se manda a Interpol. Interpol le comunica a Uruguay y le dice: ´Señor, por si acaso, este hombre está con orden de captura”, subrayó.

En ese sentido, dijo que el Estado peruano puede justificar plenamente dicha orden de captura nacional e internacional, en función a que García desacató un mandato judicial que tiene de impedimento de salida del país.

En diálogo con Red de Comunicación Regional (RCR), Benítez manifestó también que en el caso que Uruguay denegase el asilo territorial a Alan García, el exmandatario podría quedar a merced de las autoridades peruanas para éstas continúen procesándolo en el Perú, por las investigaciones sobre corrupción que tiene en su contra.

“Si la deniegan el asilo. Hay dos interpretaciones. Una, es que Uruguay le diga: ´ha sido denegado, tenga la amabilidad de retirarse´. Si no se retira, el embajador puede hablar con el ministro del Interior, abre la puerta de la embajada y diga: pasen y llévenselo. Y se lo llevan”, enfatizó.

Refirió que la otra posibilidad es que también no se le conceda el asilo, pero que el país asilante busque un salvoconducto para colocar a su huésped en la frontera de otro país que no sea el Perú.

Asimismo, advirtió también que la confesión de parte de los dirigentes del Partido Aprista de haber recomendado a Alan García la solicitud del asilo, podría ser considerada por la justicia como la perpetración de un delito contra la administración de justicia, bajo la figura de encubrimiento personal.

“Algunos abogados, con base legal, han dicho: señor, el que sustrae de la investigación, de la persecución penal o de algún mandato judicial, comete un delito contra la administración de justicia. Si se sabía que García no podía salir del país, ¿cómo lo inducen a que se vaya del país y se meta a Uruguay?… Y, de repente, el Fiscal puede decir: Ah, ahí está la red criminal”, enfatizó.

Indicó igualmente que le llama poderosamente la atención de que el Fiscal de la Nación, Pedro Chávarry, tan activo en expresarse por las redes sociales y los medios, guarde absoluto silencio sobre los hechos protagonizados por Alan García.

“Porque, hasta este momento, el Fiscal de la Nación no ha dicho nada. Está mudo. Al menos, yo no lo he escuchado. Ni está en la televisión, ni en las radios. A ver qué opina… ¿Qué dirá Chávarry de esto? ¿Va a decir que está bien o que está mal?”, remarcó.

En otro momento, Benítez se preguntó sobre el papel que podría haber cumplido en la jugada de solicitud de asilo del exmandatario, José Antonio García Belaunde, su canciller que fue durante los cinco años de su segundo periodo presidencial. “Allí hay alguien más que ha influido para que García haya logrado este ingreso a la embajada uruguaya.

Ver entrevista…