ES PREOCUPANTE DÉBIL CRECIMIENTO PROYECTADO AL 3.5 % DE ECONOMÍA NACIONAL PARA EL 2018

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Exministro de Economía y Finanzas, Ismael Benavides Ferreyros, manifestó también que hay falta de claridad y decisión en el gobierno para acompañar y respaldar la realización de los grandes proyectos de inversión que requiere el país para su desarrollo y el fortalecimiento de su economía.

RCR, 24 de octubre 2018.- El débil crecimiento proyectado al 3.5 % de la economía nacional, para el 2018, resulta preocupante ante el descuido del gobierno en este tema y su atención exclusiva al acontecer político, advirtió el exministro de Economía y Finanzas, Ismael Benavides Ferreyros.

“Tengo una seria preocupación sobre el desarrollo de la economía. El gobierno se ha focalizado en temas políticos y no en el día a día que afectan a los ciudadanos, que es tener empleo, tener mejore ingresos y que podamos reducir la pobreza… Yo ya estoy viendo, de diversos analistas, cifras del orden del 3,5 (% de crecimiento) e, incluso cayendo”, subrayó.

Indicó que dicho decrecimiento lo va a sentir la gente joven que está desempleada, porque -anotó- tendrán dificultad en conseguir empleo, ya que “la empresa privada pondrá las contrataciones en la refrigeradora hasta que tengan claridad sobre las políticas de este gobierno”.

Agregó otra consecuencia del debilitamiento de la economía nacional estará en los ingresos de la gente que -anotó- “se está viendo mermado por las alzas de precios; (ya que) estamos viendo una inusitada alza del precio de los combustibles, producto de que hace unos meses el gobierno subió el Impuesto Selectivo al Consumo (ISC)”.

En diálogo con Red de Comunicación Regional (RCR), Benavides manifestó también que hay falta de claridad y decisión en el gobierno para acompañar y respaldar la realización de los grandes proyectos de inversión que requiere el país para su desarrollo y el fortalecimiento de su economía.

“Así es. Creo que hay falta de claridad y decisión. Hay muchos mecanismos, por ejemplo, para apoyar el desarrollo de proyectos mineros. El tema del adelanto del canon que permite que las regiones tengan dinero del canon antes que la empresa esté operando. Y eso permite un acercamiento con las comunidades vecinas a las operaciones mineras. Pero el gobierno no toma las decisiones. Hay falta de capacidad de actuar. Entonces, los proyectos esperan que se generen las condiciones propicias”, enfatizó.

En todo caso, y pese a todo ello, el exministro de Agricultura dijo que se mantienen las grandes inversiones mineras como es el caso, por ejemplo, de Quellaveco y Mar Cobre, en Ica; además de la ampliación del aeropuerto internacional de Lima.

“Si hay algunos indicadores que podrían ser positivos, pero son temas puntuales que no reflejan en toda la economía. No nos olvidemos que los proyectos grandes serán, a todo dar, el 20 % de la inversión privada. El 80º% (restante) lo hacen la pequeñas y medianas empresas. Y lo que vemos es que eso se están paralizando. Por ejemplo, las importaciones de maquinaria y bienes de capital han caído casi 20 %, en los últimos tiempos. Eso indica que las empresas pequeñas y medianas no están invirtiendo en aumentar su capacidad productiva”, apuntó. 

De igual forma, alertó que se espera una inversión pública regional y local semiparalizada ante la falta de iniciativa del gobierno central.

“La inversión pública ha caído a nivel de gobierno central y regional. Solamente los municipios están creciendo, pero ahora habrá cambios de gobiernos locales y regionales. Entonces, corresponde al gobierno central acelerar la reconstrucción y las asociaciones públicas-privadas que lancen nuevas concesiones, y eso podría dinamizar la economía. La receta no es difícil. Lo que se requiere es decisión y acción. Y, evidentemente, el ruido político genera dudas y preocupación”, puntualizó.

Escuchar entrevista…