Elecciones en Junta de Usuarios del Valle de San Lorenzo: exhortan castigar a malos dirigentes

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Advierten que debido a incompetencia y corrupción infraestructura hídrica se halla en situación crítica, estado financiero está colapsado con enorme deuda. Se requiere elevación de tarifa, pero generaría protesta social.

RCR, 16 de noviembre de 2016.- Un total de 6,696 votantes participarán el domingo 20 de noviembre en la elección del nuevo Consejo Directivo de la Junta de Usuarios del Sector Hidráulico de San Lorenzo (región Piura), informó Valentín Pinedo Sampén, jefe de la Autoridad Local del Agua (ALA) del Valle de San Lorenzo.

En entrevista a RCR, Red de Comunicación Regional, el funcionario sostuvo que el primer desafío que tendrá que afrontar la nueva directiva de la Junta de Usuarios (para el periodo 2017-2020) consistirá en el sinceramiento del estado financiero de la entidad ya que está agobiada por deudas que suman unos doce millones de soles, problema que no logró solucionar la actual administración.

Observó, que el proceso electoral ha generado la resistencia de unos pocos dirigentes de la Junta de Usuarios que se oponen y han puesto obstáculos, sin embargo, el empuje y la presión de los usuarios y candidatos que exigen elecciones y una nueva dirigencia, determinó que la actual Directiva haga los aportes –de un total de dieciséis comisiones lo hicieron trece de manera parcial- para que el Comité Electoral desarrolle sus funciones y lo necesario para que se celebren los comicios.

Explicó, que a diferencia de la Ley de Recursos Hídricos cuyas sanciones se concentran en infracciones cometidas por los usuarios y no en aquellas faltas de los operadores hidráulicos y de los dirigentes de las juntas de usuarios, la Ley Nro. 30157 de Organización de Usuarios sanciona las ineficiencias y malas prácticas de los dirigentes y, esa es la razón de por qué algunos de estos se oponen a la aplicación de esta ley, al proceso electoral y quieren modificar esa norma.

Llamó la atención que la infraestructura hidráulica del Valle de San Lorenzo tiene una antigüedad de unos 57 años y lamentablemente se encuentra en una situación muy crítica, literalmente se viene cayendo en pedazos debido a la irresponsabilidad de las sucesivas juntas directivas que aplicaron políticas cortoplacistas sin capacidad técnica adecuada, asignaturas que la nueva gestión deberá atender.

Para resolver los problemas de infraestructura, sostuvo, se requiere cambiar (aumentar) los costos de las tarifas para contar con los recursos que permitan invertir en infraestructura y no esperar con una mentalidad (estatista) de la década del 60 el rescate del Estado, porque de estos cambios dependen cuarenta mil hectáreas de cultivo y el bienestar de veinte mil familias de las zonas altas y cien mil familias de las zonas bajas de esta parte de la región Piura.

Respecto a la corrupción, comentó que leyó una carpeta fiscal sobre la gestión anterior (que presidió, Ciro Tito Flores Merino, actual candidato para las elecciones del 20 de noviembre) que consignaba irregularidades en el manejo de presupuesto, como por ejemplo, la adquisición de una instalación con dinero de las tarifas de los usuarios y su posterior venta con gravosas pérdidas para la Junta, caso que se ventila en el Poder Judicial.

En ese tenor, Pinedo Sampén, dijo que la nueva junta directiva deberá poner atención a estos casos y contar con una mejor asesoría legal.

Se debe enfatizar, manifestó, que los malos dirigentes deben ser castigados, sancionados y se les debe aplicar la muerte civil porque subsumen en una situación de crisis a las organizaciones de usuarios, usufructúan de las tarifas y siempre están pendientes de este tipo de entidades, más para hacer política que una gestión administrativa.

Destacó, que es la primera vez que se celebrará con un padrón depurado una elección para la nueva directiva de la Junta de Usuarios del Valle de San Lorenzo, sólo votarán aquellos usufructuarios con derechos debidamente registrados, y la normatividad establece el principio de “un usuario un voto” tanto en una de las dieciséis comisiones como en la junta, es así, por ejemplo, que si un agricultor tiene tres parcelas sólo podrá votar en una comisión.

Refirió que la ALA del Valle de San Lorenzo ya remitió al Comité Electoral de la Junta de Usuarios el padrón electoral y los procedimientos están en marcha de acuerdo al cronograma aprobado (esa lista previamente había sido entregada a la Autoridad Local del Agua por el citado comité y la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE) tras un escrutinio dispuso su conformación definitiva).

Cabe recordar que en una entrevista anterior a RCR, el jefe de la Autoridad Local del Agua del Valle de San Lorenzo había sido drástico en advertir que los dirigentes de la Junta de Usuarios trataban de desconocer la nueva norma que universaliza la formalización de las elecciones de las juntas de usuarios de agua en todo el país, y esto respondía a que administran seis millones de soles anuales por conceptos de tarifas y no querían perder el control de ese dinero.

“Corrupción y caos total”

El ingeniero Bruno Fossa Villar, candidato a la Presidencia de la Junta de Usuarios, por su parte coincidió en diálogo con RCR que la infraestructura hídrica del Valle de San Lorenzo se encuentra en una situación crítica, con su red de canales de regadío en una situación lamentable, un estado financiero colapsado con una enorme deuda, situación que exige la elevación de las tarifas que generaría un problema social.

Dijo, que la corrupción ha sido total durante la anterior y actual gestión porque hubo un manejo político populista no técnico y hay una crisis hídrica tremenda ya que el valle sólo cuenta con 30 millones de m3 debido a malos manejos, pues en menos de tres meses ha vaciado un reservorio de 200 millones de m3 poniendo en riesgo cincuenta mil hectáreas de cultivos (especialmente frutícolas y de arroz) por falta de agua.

Dijo, que en la Junta de Usuarios está inmerso en un caos total y quebrado con una deuda de catorce millones de soles; comparativamente, doce años atrás esta entidad era rica, con un haber de cinco millones de soles para inversiones, además era elegible a nivel nacional e internacional.

Fossa Villar, estimó que se necesita de cuatrocientos a quinientos millones de soles para un mantenimiento adecuado de la infraestructura hídrica del Valle de San Lorenzo, tarea que requerirá de la participación del Estado, pues la Junta de Regantes a duras penas puede encargarse de las operaciones.

Sostuvo, que la nueva administración deberá contratar uno de los mejores estudios de abogados de Piura para realizar las investigaciones sobre la corrupción perpetrada y también deberá contratar un estudio contable para que los auditores hallen a los responsables de los hechos que deberán pagar por sus delitos.

En ese tenor, afirmó que el presidente de la anterior gestión, Tito Flores Merino, es uno de los responsables de la situación que atraviesa esta entidad, mientras que el actual presidente, José David Cruz Córdova, no quisiera dejar el cargo y esa es la razón de por qué fue remiso a dotar al Comité Electoral de los recursos necesarios (tal como lo dispone la normatividad vigente) para la celebración de las elecciones.

Criticó que la actual dirigencia se da la gran vida con el dinero que pagan los agricultores, no se dedica a servir a la Junta sino a servirse de esta e incluso cuenta con guardaespaldas y administran fondos de la entidad a través de sus cuentas personales.

Cabe señalar que la Junta de Usuarios del Valle de San Lorenzo es una organización administradora del recurso hídrico de los ríos Quiroz y Chipillico, cuenta con más de diez mil agricultores del valle organizados en dieciséis comisiones de regantes y comprende los distritos de Paymas y Suyo, de la provincia de Ayabaca, en la parte alta; Tambogrande y Las Lomas, de la provincia de Piura en la parte media; y Bellavista, de la provincia de Sullana en la parte baja.