DISCURSO DE “HONESTIDAD Y MORAL” YA NO PODRÁ SER USADO POR LA IZQUIERDA EN PRÓXIMAS ELECCIONES

Redacción 16 de mayo del 2019 - 3:32 PM

Analista político, Fernando Rospigliosi, dijo que los últimos casos de corrupción vinculados a personajes como Susana Villarán o los Humala-Heredia complican el panorama de la izquierda de cara al 2021.

RCR, 16 de mayo 2019.- Los recientes escándalos de corrupción que enlodan a personajes como Susana Villarán y la ex pareja presidencial Humala-Heredia, confirman que el discurso de “honestidad y moral” ya no podrá ser usado por los grupos o partidos de izquierda en las próximas elecciones, aseguró el analista político, Fernando Rospigliosi.

“Ese discurso ya no puede ser usado por la izquierda. Eso va a desaparecer completamente en sus campañas políticas, y si intentan usarlo otra vez, va a ser fatal para ellos, porque nadie les va a creer. Entonces, no van a poder diferenciarse de otros grupos y eso, sin duda, va a generar un gran problema para estos partidos u organizaciones”, aseveró.

En declaraciones a Red de Comunicación Regional (RCR), Rospigliosi señaló que, a diferencia de la prédica que pregonaba la izquierda en nuestro país, los últimos hechos de corrupción han desmantelado lo que era evidente y han demostrado que las prácticas irregulares también la suelen practicar los líderes políticos vinculados a sectores de izquierda.

“La izquierda siempre ha sostenido que no solo hay una diferencia política o ideológica con la derecha, sino también una diferencia ética y moral, decían que la izquierda es honesta y moral y la derecha es corrupta. Bueno, lo que hemos visto en los últimos años es que eso no es cierto definitivamente, las izquierdas son tan igual de corruptas como algunos grupos de derecha”, acotó.

De igual forma, mencionó que aún existen casos de personajes de izquierda que se encuentran “en carpeta” al interior de la Fiscalía y del Poder Judicial. Entre ellos, según dijo, están los de la lideresa del grupo izquierdista “Nuevo Perú”, Verónika Mendoza, y el líder del Movimiento de Afirmación Social (MAS) de Gregorio Santos.

“Y eso que todavía no hemos visto todo. Faltan que se desarrollen los casos de la secretaria de Nadine Heredia, la señora Verónika Mendoza, que viajaba a Venezuela a recibir las donaciones para la campaña del 2006. Y también el caso de Santos, en donde existe abundante información que corrobora la terrible corrupción de su gestión al mando de Cajamarca”, manifestó.

Sin embargo, también dijo que los últimos escándalos de corrupción, los cuales han involucrado a grupos políticos tanto de izquierda como de derecha, dejan a nuestro país sin una alternativa política por la que apostar de cara al 2021. En ese contexto, no descartó la aparición de un “outsider”.

“Está tan desprestigiada la clase política, que en las próximas elecciones vamos a llegar sin opciones y sin partidos. Entonces, ahí sí podría aparecer un outsider, que sería también peligroso, porque no sabemos las verdaderas intenciones que puede tener. Todo este marco de quiebre de la clase política va a originar consecuencias muy negativas para nuestro país”, cuestionó.

GOBIERNO ESTANCADO

En otro momento, Rospigliosi se refirió a la última encuesta que publicó Datum y donde el presidente Vizcarra registra apenas un 45% de aprobación popular. Según el analista, “es evidente” que el sondeo refleja que el Ejecutivo no responde a las expectativas ni en lo económico, ni en seguridad y mucho menos en el terreno económico.

“Hemos visto el triste desempeño del Gobierno en el caso de Las Bambas, que es gravísimo y que va a afectar en un tiempo a las inversiones en el Perú. Ahora pretenden revertir esta caída en las encuestas atacando al Congreso y con el cuento de la lucha anticorrupción. Pero la gente ya se está dando cuenta de su ineficiencia”, acotó.

Por último, dijo que las reformas que ha presentado el Ejecutivo durante los últimos meses “no ayudan en mucho” al desempeño del día a día en nuestro país. Por tal motivo, señaló que la población ya no le está dando su respaldo a través de las últimas encuestas.

“La única reforma importante que han hecho es la no reelección de congresistas, que es muy popular y muy perjudicial para el sistema político. Pero después de eso, no hemos visto absolutamente nada. Por eso digo que están estancados y desesperados por recuperar la aprobación de la gente en los sondeos”, finalizó.

Escuchar Entrevista