Defensoría de Puno confirma que en primer día de paro actividades fueron normales

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

De otro lado Dr. Ticona Huamán afirma que minería informal incide en aumento de casos de trata de personas en la región.

RCR, 22 de noviembre de 2016.- Actividades en Puno se vienen desarrollando con total normalidad, el transporte y el comercio trabajan sin problemas, así lo confirmó el doctor Jacinto Ticona Huamán, jefe de la Defensoría del Pueblo de la Región, dependencia que viene monitoreando durante las últimas horas el paro convocado por el Frente de Organizaciones Populares (FOP) 27 de junio y el Frente de Defensa, para el martes 22 y miércoles 23 de noviembre.

Ticona Huamán, comentó que a primera hora del martes 22 se detuvo a cuatro personas que pretendían generar disturbios, una de ellas fue identificada como el dirigente del FOP de Puno, César Hugo Tito Rojas, por haber roto el parabrisas de un vehículo que transitaba por las calles.

A través de RCR, Red de Comunicación Regional, el funcionario invocó a la población puneña a no realizar actos violentos.

TRATA DE PERSONAS EN PUNO

De otro lado, el Defensor del Pueblo mostró su preocupación por el incremento de la trata de personas en la región, dijo que el centro poblado La Rinconada y Juliaca donde existe la minería informal, son los lugares donde se registran la mayor cantidad de estos casos.

“Son en estas localidades donde transitan mayor cantidad de jóvenes y donde existen muchas discotecas y bares nocturnos que los captan para explotarlos, las obligan a ser damas de compañía, libando licor y trabajos sexuales “, comentó el funcionario.

En ese sentido, dijo, que la Defensoría del Pueblo ha cursado un oficio a las catorce Unidades de Gestión Educativa Local (UGEL) de Puno, invocando al sector para realizar en los colegios un trabajo preventivo de orientación con jóvenes de tercer, cuarto y quinto año de secundaria en el tema de trata de personas.

Precisó, que según los últimos datos estadísticos del Ministerio Público sobre trata de personas en Puno se han ido elevando. En el 2013 llegó a diez casos y en lo que va del presente año se ha elevado a más de cien.

La trata personas es un delito que se encuentra tipificado en el Código Penal peruano, cuyas penas oscilan de ocho a quince años y, si es agravante, llega hasta los veinticinco años de cárcel.