Cusco: ¿por qué paralizó provincia de Urubamba?

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Situación ya se normalizó. PCM envió emisario para diálogo y búsqueda de soluciones.

RCR, 06 de agosto de 2016.- Tras el cierre temporal el miércoles del acceso a la ciudadela de Machu Picchu, el bloqueo de carreteras y movilizaciones de protesta en Urubamba se empezó a normalizar, luego de la situación en la provincia debido al paro que acató parte de la población para exigir la reducción de las tarifas eléctricas, contra las actividades de una empresa privada en la administración de la ruta hacia el santuario arqueológico y, la invasión de una franja marginal del río Vilcanota.

En declaraciones a RCR, Red de Comunicación Regional, el alcalde de Urubamba, Humberto Huamán Auccapuma, informó que durante el mediodía (del jueves) se instaló una mesa de diálogo en la capital provincial con la presencia de un alto funcionario de la Presidencia del Consejo de Ministros, que llegó ex profeso de Lima, para buscar una solución a los problemas que motivaron la paralización de 48 horas.

En horas de la tarde de ayer, el representante de la Presidencia del Consejo de Ministros, José Ávila Herrera, se comprometió ante las autoridades de Urubamba a realizar las gestiones en el Ministerio de Energía y Minas para dar una respuesta en 15 días y otros ministerios competentes a los reclamos de los pobladores.

Ricardo Noriega Salaverry, abogado del Frente de Defensa de los Intereses de Urubamba, por su parte explicó a RCR que pese a que la provincia cuenta con una importante hidroeléctrica (de Machu Picchu) que abastece de energía a varias localidades, los pobladores de Urubamba pagan tarifas eléctricas muy altas, superiores inclusive al promedio que se abona en la ciudad de Lima.

Dijo que los pobladores se quejan por el incremento de las tarifas de la empresa Electrosur Este e incluso usuarios de comunidades campesinas son obligados a pagar por el derecho de alumbrado público pese a que no cuentan con ese servicio.

Otro motivo de la protesta, señaló, son las actividades del Consorcio Consettur, empresa particular que es administrada por cinco personas y es propietaria de veintidós microbuses que brindan “ilegalmente” el servicio de transporte de turistas a la ciudadela Inca y debido a la imposición de tarifas escandalosamente caras anualmente usufructúan más de cien millones de soles cuando este servicio, manejado apropiadamente, debe estar a cargo de la municipalidad provincial en beneficio de la población de Urubamba.

Dijo que hace doce años el Tribunal Constitucional emitió una sentencia que declara improcedente las actividades de esta empresa privada (porque declaró nulas las ampliaciones de la concesión de la ruta) y, el alcalde Huamán se ha comprometido a promulgar una ordenanza que devuelve la administración de este servicio a su legítimo propietario: la municipalidad, lo que permitirá que las ganancias sean distribuidas en beneficio de la población de los siete distritos de la provincia.

Otro motivo de la protesta, explicó, ha sido la demanda para que una franja del río Vilcanota –que tradicionalmente fue centro de esparcimiento de las familias de Urubamba- sea de acceso público pues tras la construcción de un importante hotel en las inmediaciones –Hotel Libertador Tambo del Inca- se ha vedado al público el ingreso a este tramo.

En ese sentido, igualmente saludó el compromiso del alcalde provincial de emitir próximamente una ordenanza para recuperar este espacio público.