En Vivo

CHILE: INCIDENTES EN GRAN MARCHA CONTRA SEBASTIÁN PIÑERA

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Fuente: Publimetro 

La llamada “Segunda Gran Marcha de Chile” en redes sociales convocó a más de 10,000 personas en la plaza Italia, donde más de un millón de personas protestó pacíficamente el último viernes.

Santiago. Más de 10 mil personas se concentraron por demandas sociales en el centro de Santiago, en lugar de la “gran marcha” prevista para el martes hacia la sede de la presidencia de Chile, cercada por policías que enfrentaban distintos incidentes violentos con otros manifestantes.

El martes en la tarde se escuchaban detonaciones de explosivos, olía a gases lacrimógenos, y se veía humareda en el turístico cerro Santa Lucía. Volaron piedras de ambos lados de la gran avenida donde está enclavado el palacio de La Moneda, sede presidencial, en nuevos incidentes en distintos frentes de una marcha dispersa por el cerco de seguridad.

La llamada “Segunda Gran Marcha de Chile” en redes sociales, convocó 10 mil personas en la misma plaza Italia donde el viernes más de un millón de personas sin líder ni color político manifestaron pacíficamente por una sociedad más igualitaria.

“¡Chile despertó!”, coreaban cientos de manifestantes que se acercaron al cordón policial más próximo a la presidencia, mientras policías con camiones lanzaguas y trajes antimotines esquivaban piedras y palos que lanzaron los más radicales gritando “Piñera renuncia”.

Tras 11 días de un estallido social sin precedentes en los 29 años de democracia, ninguna medida del gobierno de Sebastián Piñera ha logrado bajar la tensión en las calles, donde conviven un gran movimiento que reclama un país menos desigual, y otro numéricamente inferior, con un discurso antisistema, más radical, que ha originado destrozos millonarios en infraestructuras.

Justicia social pero sin caos

En esta vorágine de movilizaciones que se han replicado en el puerto de Valparaíso, donde se encuentra la sede del Congreso, y en Concepción, en el sur del país, entre otras regiones, el gobierno contabiliza hasta ahora 20 muertos y más de 9 mil detenidos desde el comienzo de las protestas el 18 de octubre.

Karla Rubilar, la nueva ministra vocera, designada el mismo lunes en que nuevos enfrentamientos violentos dejaron el centro de Santiago entre escombros y cenizas, señaló el contraste entre los actos violentos y la gran manifestación festiva y pacífica del viernes.

“Lo que estamos viendo hoy día en el centro de Santiago no es la gente que quiere justicia social, no es la gente que quiere un Chile mejor, es gente que quiere destrucción y caos”, dijo Rubilar.