CHIABRA: ACUERDO DE ESCAZÚ PUEDE DEJAR AL PERU COMO MENDIGO SENTADO EN UN BANCO DE ORO

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

RCR, 15 de julio de 2020.- Roberto Chiabra, general en retiro del Ejército Peruano y exministro de Defensa, advirtió que el Acuerdo de Escazú sobre temas ambientales, firmado por el Perú y a la espera de su ratificación por el Congreso, debe ser rechazado radicalmente porque puede favorecer un reclamo soberano sobre la Amazonía por países como Chile ante cortes internacionales de justicia como La Haya.

“Ahora uno de los propulsores del acuerdo son los chilenos, porque es una manera de tener una intervención en la Amazonía. Ellos no tienen derecho a la Amazonía. Como en el acuerdo hay una cláusula que dice que hay que apoyar a los países sin litoral, entonces han dicho esto hay que pensarlo dos veces, porque no vaya a ser que Bolivia lo puede explotar. Este acuerdo se puede trasladar a otra corte y puede hacer otro tipo de denuncia”, indicó a través de Red de Comunicación Regional (RCR).

Señaló que “si este tratado lo firmó la ministra Fabiola Muñoz, la pregunta es si el presidente sabía de esto”. “El presidente según la Constitución es el responsable de la política externa a través del ministro de Relaciones Exteriores. La soberanía y la integridad territorial depende de las Fuerzas Armadas y entonces para qué tener Fuerzas Armadas si este tratado va a debilitar la soberanía. Hay una responsabilidad primaria del presidente de la República y secundaria de Relaciones Exteriores y Defensa que son los que tienen que asesorarlo”, dijo.

“Habría que preguntar si en el Gobierno conocen cuales son los intereses vitales que tiene el Estado. Todos los países lo tienen porque estos garantizan la supervivencia del Estado. Ahora con la globalización nos venden que ya no existe la soberanía y eso no es así. Una cosa es que uno adquiera compromisos de orden económico, pero otra cosa es que uno ceda los intereses vitales”, manifestó.

Soberanía en manos del Congreso

Enfatizó que el Acuerdo de Escazú obligaría al Perú a diseñar una política económica de generación de riqueza en función de consultas ante organismos nacionales y extranjeros. “O sea cualquier grupo u ONG puede denunciar al país ante la justicia internacional que puede parar en La Haya. Así vamos a paralizar la economía y subordinar nuestra soberanía en un tratado que no debe firmarse”, expresó.

“En este acuerdo está en juego la soberanía del país, porque aquí hay una fusión entre los derechos humanos y el medio ambiente. Dice que el Estado tiene que proteger y asegurar la vida de los promotores ambientales y encima tiene que consultar todas las actividades del país no solo en la Amazonía, sino en el interior y en el mar”, remarcó.

Sostuvo que “en la Comisión de Relaciones Exteriores del Congreso tiene que haber gente con experiencia, gente que entienda cuales son los intereses vitales del país y no gente que diga que lo ambiental prima. Aquí no se puede subordinar nuestro país a una influencia externa”.

“Ojalá que el Congreso esté a la altura del país, independiente de ideologías, y ponga por encima la soberanía y la integridad territorial. Esto no es cuestión de Amazonia, esta es una cuestión de todo el país. Cuando se quiera invertir en el mar, nos van a decir que afecta la ecología y no vamos a poder invertir”, resaltó.

“En el Perú la mayor cantidad de conflictos son los conflictos socio-ambientales, en base a esa guerra que han inventado que la minería y la agricultura no pueden convivir. El Perú es un mendigo que está sentado en un banco de oro y todos los minerales. Ahora que estamos en la más grave crisis de nuestra historia, que vengan estas ONG a querer decirnos que no podemos explotar nuestra riqueza para recuperarnos económicamente, ese es una gran irresponsabilidad del presidente”, subrayó.

Ver entrevista…