Advierten divorcio entre mensaje inaugural de PPK y políticas que aplicará su primer ministro

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Deploran clamoroso vacío en exposición de Zavala sobre descentralización y regionalización.

RCR, 22 de agosto de 2016.- El primer ministro Fernando Zavala deberá alinear sus políticas con las líneas maestras de gobierno expresadas por el presidente de la República Pedro Pablo Kuczynski durante su mensaje a la Nación el 28 de julio, en caso contrario la población se sentirá engañada, escenario en el cual después podrían prosperar opciones violentistas, expresó el analista político Willian Hidalgo.

En diálogo con RCR, Red de Comunicación Regional, los analistas políticos Willian Hidalgo y Tirso Vargas coincidieron en señalar que el gabinete Zavala se reconcentró en abordar temas con el exclusivo fin de obtener el voto de confianza del Congreso de la República –que finalmente logró- sin embargo, no abordó en su amplitud las demandas de descentralización y regionalización tal como espera gran parte del país.

Vargas, reconocido analista político puneño, sostuvo que en la exposición del gabinete ministerial se percibe que se mantiene el mismo modelo de relacionamiento entre el Ejecutivo y las regiones que sume a las autoridades de interior del país a esperar la “benevolencia” del Gobierno Central -a través del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) en Lima- para la asignación de recursos presupuestales.

William Hidalgo, ex decano del Colegio de Economistas de Piura, sostuvo que se tenía la expectativa de que el gobierno de Kuczynski iba a “tener las agallas” para generar un shock de inversiones en las regiones, no obstante, este tema fue omitido en la reciente presentación del gabinete ministerial en el Parlamento Nacional.

Vargas subrayó que el Estado peruano es muy centralizado y se necesita de decisión política para su reforma, en tanto la regionalización exige la desconcentración de algunos ministerios –como el MEF- y se requiere que el Ejecutivo impulse los grandes proyectos en las regiones.

Dijo que en Puno hay un sinfín de necesidades, la población soporta la frustración y el abandono a consecuencia del centralismo estatal y, a raíz de la exposición del gabinete ministerial no se percibe que este gobierno vaya hacer cambios de cara a la necesidad de las regiones y gobiernos locales de ser protagonistas de su propio desarrollo.

Al respecto, Hidalgo expresó su sospecha de que el nuevo gobierno va a reeditar la política de la “mecedora”, tan característica en la década del 90, que consistía en que las autoridades del MEF atendían, conversaban, recibían los proyectos de inversión pública de las regiones, incluso el Parlamento las declaraba “de necesidad pública”, para finalmente precisar que no había recursos y los proyectos quedaban en el olvido.

Observó que existe un divorcio entre el mensaje a la Nación y los “sueños” que allí expresó el presidente de la República –y que generó gran esperanza en la población-, frente a la exposición de las políticas que va aplicar su primer ministro.

Es necesario, expresó, que “sintonicen” las líneas maestras de mensaje de PPK el 28 de julio con las políticas del premier Fernando Zavala, pues si este no alinea su ejecutoria, la población se sumirá nuevamente en el pesimismo y se va a sentir engañada, escenario en el cual podrían proliferar propuestas violentistas.

Finalmente, expresó su preocupación que el gobierno vaya dar prioridad al modelo de la preservación de la estabilidad macroeconómica por encima de las demás necesidades del país, como es la promesa de PPK de que todos los peruanos tengan acceso al servicio de agua potable.