ACUSAN A AUTORIDADES DE URARINA DE ESTAR TRAS ATENTADOS CONTRA ONP

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

César Marquillo, alcalde del distrito de Urarina, en Loreto, estaría involucrado en ataques a la infraestructura del ONP, pues la mayoría de los cortes en la tubería se han producido en esa zona.

RCR, 05 de marzo 2018.-Ante el último corte a la tubería del Oleoducto Nor Peruano (ONP) comprobado la semana pasada, el gobernador regional de Loreto, Fernando Meléndez levantó la voz y exigió una investigación a fondo para hallar a los implicados en estos atentados, señalando que es muy sospechoso que casi todos estos ataques provocados se hayan producido en el distrito de Urarinas y sus alrededores, por lo que se debería investigar en primer lugar al alcalde César Marquillo Salas y su entorno más cercano.

“Es muy lamentable que se produzcan estos hechos delincuenciales que perjudican la economía de la región, en momentos que comienza a repuntar la actividad productiva. Este atentado tiene nombre propio y debe ser castigado, constituye un boicot contra toda la población de Loreto pues ahoga su economía”, señaló

Cabe señalar que, desde inicios del 2016, miles de barriles de productos hidrocarburíferos se han derramado en la selva peruana, provocados por 14 ataques y cortes a los tubos del oleoducto, según información de Petroperú.

De estos 14 atentados contra el ONP, más de diez se han verificado en el Tramo I, el cual precisamente se encuentra ubicado en la zona de Urarina, los cuales han sido denunciados ante el Ministerio Público, pero lamentablemente, sin resultados a la fecha

Estos atentados provocados, dijo, perjudican la operatividad del Oleoducto, que beneficia a miles de personas generando puestos de trabajo de manera directa e indirecta, limitando el desarrollo de la región y del país.

NUEVO ATENTADO

A través de un comunicado, Petroperú denunció la semana pasada un nuevo corte en el Tramo 1 del Oleoducto Nor Peruano (ONP), a la altura del kilómetro 20+100, cerca de la comunidad de San Pedro, distrito de Urarinas, región Loreto.

Indicó que como parte del Plan de Contingencia se envió un equipo especializado a fin de evaluar el incidente y reparar el ducto dañado. Asimismo, precisó que el Tramo 1 no se encuentra operando. “El afloramiento de crudo se debe a un corte en la infraestructura realizado por terceros, por lo que se está informando a los organismos supervisores, a la Policía Nacional y el Ministerio Público para las acciones que correspondan», detalla.

Por todos estos hechos, Meléndez demandó la intervención inmediata de las Fuerzas Armadas para la vigilancia y control del ONP. En esa línea, fuentes de la petrolera estatal peruana señalaron que el oleoducto está siendo calificado, próximamente, como una infraestructura o un bien estratégico del Estado peruano, lo que permitirá que sea protegido por el Ejército y la Marina de Guerra del Perú, y no sólo por la policía.