ACCESO A INFORMACIÓN FINANCIERA VIOLA SECRETO BANCARIO Y ES INCONSTITUCIONAL AFIRMA TRIBUTARISTA PANTIGOSO

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

RCR, 27 de enero de 2021.- Francisco Pantigoso Velloso Da Silveira, abogado tributarista y director ejecutivo del estudio Pantigoso & Asociados, consideró que el cambio de reglamentación, que autoriza a la Superintendencia de Administración Tributaria (Sunat) revisar información de depósitos bancarios a partir de los 30,800 soles, y ya no desde los 10 mil soles, sigue violando el secreto bancario de los contribuyentes y es inconstitucional.

“El decreto supremo 009 de Economía y Finanzas modifica el decreto supremo 430 del año pasado. Los cambios son tres: en primer lugar, se eleva de 10 mil a 30,800 el monto base a informar de las entidades financieras a la Sunat. Si bien el reporte es mensual se remite a la Sunat semestralmente, dentro de los tres meses siguientes de vencido el semestre según una resolución que va a publicarse”, explicó a través de Red de Comunicación Regional (RCR).

“Acá—enfatizó—podríamos comentar muchas cosas desde el monto y del tema de fondo que no se ha ventilado. El gobierno insiste con esta norma, pero nosotros como abogados vemos la constitucionalidad de la norma, eso obviamente no se ha tocado, pero el gobierno insiste con paliar algunas críticas que hubo, ya que este monto de 10 mil iba a generar una información muy amplia y grande para el fisco complicándolo”.

“Siempre se ha criticado que vienen modas impuestas del extranjero, además que es inconstitucional clarísimamente, estamos violando de todas maneras el secreto bancario. Eso de decir que es para llegar a los estándares internacionales, pero para llegar a eso y violar la Constitución la tienes que cambiar, porque solo un juez, el Fiscal de la Nación o una comisión investigadora del Congreso puede hacerlo”, remarcó.

“La madre del cordero—manifestó—es la ley autoritaria, el decreto legislativo, la 30823, que se dio el 19 de julio del 2018, que le dijo al Ejecutivo modificar solo el secreto bancario para fines internos y no puedes modificar la Constitución, pero el Ejecutivo dicta el decreto 1434, que da nacimiento al 430, el decreto supremo que ha generado este revuelo. La inconstitucionalidad viene de mucho más atrás y lamentablemente el Ejecutivo ha hecho caso omiso y esto ya está corriendo”.

Precisó también que “los saldos son del mes, por eso se está esperando también esa resolución de superintendencia para saber si se trata del saldo histórico o del saldo mensual”. “Yo creo que lo más lógico es que deberían ser los saldos mensuales, porque si no estarías repitiendo saldos de una cuenta que no se mueve y que tendrás 100 mil o 200 mil por decir , siempre va a salir ese saldo que no implica ningún movimiento y siempre es un saldo estático. Está faltando esa resolución y la Sunat debería hacerlo de una vez, porque ya los bancos tienen que trabajar esa información”, apuntó.

Norma es más de lo mismo

Consideró que “esta norma no es inteligente, es más de lo mismo para los formales, para los que ya están bancarizados”. “A estos, la Sunat ya los tiene en la mira, porque ya tienen operaciones bancarias desde el 2004. El informal no ha sido tocado por esta norma y si ve esta norma se va a espantar seguramente. Puede ser contraproducente para los que queremos un país bancarizado o que ese 70% de informalidad pase a la formalidad”, dijo.

“Lo que estamos viendo es siempre el eterno problema de como anchar la base tributaria, pero en este país lo que hacemos es espantar esa base tributaria. Es más fácil rascar la olla a los que ya están atosigados con tantos tributos, crearles un nuevo impuesto, por ejemplo, a la riqueza, crearles esta norma de fiscalización que viola el secreto bancario flagrantemente. No tener ideas creativas elevando la cultura tributaria”, indicó.

“Este impuesto a la riqueza—recalcó—no es nuevo. En el primer gobierno de Fujimori hubo un impuesto al patrimonio neto personal, que era un impuesto a las ganancias, pero es un poco más de lo mismo. Aquella persona que generó un patrimonio y ese patrimonio es fruto de su esfuerzo y ha generado empresas, se le quiere gravar con una tasa muy bajita, que ya se vio en el mundo que es inoperante, porque es difícil de fiscalizar, gravar las joyas, los cuadros, una serie de cosas, que implicarían entrar a la casa. Además, ya tenemos impuestos prediales”.

“Hay una situación de duplicidad que tendría que verificarse. En estos momentos no es pertinente cargar al contribuyente de la ineficacia del Estado, porque muchas veces nos preguntamos que si el Estado recauda qué pasó el año pasado con los ministerios que no aplicaron todo el presupuesto que viene de nuestros tributos. El Estado es un mal gestor, porque no dejamos que el contribuyente genere el movimiento de la economía, que más bien eso lo dedique al consumo y mueva la rueda de la economía. Eso es un problema que va más allá de los controles y estándares sobre el secreto”, aseveró.

“Estamos viendo lo mismo sin ver el problema de fondo. Las soluciones de los candidatos son lo mismo, eliminar exoneraciones, crear nuevos impuestos, pero nadie habla de ampliar la base tributaria. Este país no prospera en ese sentido, porque nos llenamos de teorías, pero el problema práctico está en el ojo directo de cada persona, cuando ve que al costado el informal no paga impuestos y se llena de dinero y no contribuye, mientras que el pobre formal está contribuyendo, esperando una prórroga, sufriéndola como se dice, y lamentablemente no hay una respuesta efectiva”, señaló. 

Ver entrevista…